Wargames Illustrated: Manual de la Guerra de Independencia Española (II)

BUSCADOR DE BATALLAS DE LA GUERRA DE INDEPENDENCIA

Este buscador de batallas te ayudará a decidir dónde encontrar buenas ideas para tus partidas. Existen numerosas publicaciones y páginas web disponibles, por lo que buscar en Google aquellas batallas que más te gusten es la mejor forma de conseguir más información. Para más ayuda, las categorías generales del tipo de acción se definen a continuación:

REGIMIENTO LA PRINCESA

BATALLA CAMPAL

Incluye batallas formales donde los ejércitos se disponen al estilo clásico. Algunos tienen claramente un bando ofensivo o defensivo. Algunas son batallas imprevistas que se dieron como consecuencia del despliegue de refuerzos.

ASEDIOS/SALIDAS

Esto cubre acciones que implican líneas de sitio, bombardeos, asaltos contra posiciones defendidas y brechas en las murallas de las ciudades. También incluye acciones donde los defensores salen en misiones para atacar a las fuerzas que les asedian.

COMBATIR EN RETIRADA

Esto incluye acciones donde un ejército en retirada se ve forzado a darse la vuelta y defenderse, con los soldados de retaguardia o con una fuerza más substancial.

INCURSIÓN

Esta categoría cubre casi todo; incursiones, ataques por sorpresa, asaltos anfibios, choques entre la caballería, acciones de guardia avanzada, defensa de pasos de montaña, pequeñas fortificaciones o puentes, cruzar ríos, emboscadas, ataques a puertos, ataques nocturnos y otras modalidades. Hay numerosas posibilidades y todas son extremadamente interesantes desde la perspectiva del juego.

CATEGORIZACIÓN POR TAMAÑO

Esta categorización por tamaño son aproximaciones basadas en las órdenes que se dan en la batalla. En algunas batallas concretas, aunque fueron presentadas más tropas, no tomaron parte de forma activa en éstas. Esto significa que algunas acciones pueden aparecer como si hubieran bajado a una categoría más pequeña. Esto no es una ciencia exacta, sino una forma fácil de definirlos para la construcción de escenarios.

En la escala 1:20 en el que una miniatura representa un soldado empleado en el juego Republic to Empire (juego de Barry Hilton, 2009) y otros reglamentos, una acción pequeña necesitaría entre 50-500 miniaturas, una acción mediana entre 500-1.500 miniaturas y una grande entre 1.500-4.000 miniaturas. La necesidad de utilizar 4.000 miniaturas o 80.000 hombres es relativamente rara. Pinchad en el enlace para poder descargar en pdf.

TAMAÑO DE LA ACCIÓN EN BATALLAS HISTÓRICAS GUERRA INDEPENDENCIA ESPAÑOLA

 TAMAÑO DE LA ACCIÓN

PEQUEÑO: 1-10.000 HOMBRES

MEDIANO: 10-30.000 HOMBRES

GRANDE: >30.000 HOMBRES

BATALLLA CAMPAL

Alcañiz 1809, Cabezón 1808, Valencia 1808

Bailén 1808, Puente San Payo 1809, Garris 1814, Gebora 1811, Grijó 1809, María 1809, Maya 1813, Porto 1809, Douro 1809, Roliça 1808, Tamames 1809, Valls 1809, Vimeiro 1808

Albuera 1811, Almonacid 1809, Bidassoa 1813, Burgos 1808, Castalla 1813, La Coruña 1809, Espinosa 1808, Fuentes de Oroño 1811, Medellín 1809, Medina de Rioseco 1809, Nive 1813, Nivelle 1813, Ocaña 1809, Orthez 1814, Pancorbo 1808, Pyrenees 1813, Sagunto 1811, Salamanca 1812, San Marcial 1813, Sorauren 1813, Talavera 1809, Toulouse 1814, Tudela 1808, Vitoria 1813.

ASEDIO/SALIDA

Astorga 1810, Chaves 1809, Ciudad Rodrigo 1812, Zaragoza 1808, Villafranca 1809

Almeida 1810, Burgos 1812, San Sebastián 1813, Tortosa 1810, Tarragona 1811, Tarragona 1813, Valencia 1812

Badajoz 1812, Cádiz 1812, Ciudad Rodrigo 1810, Gerona 1809, Zaragoza 1809

COMBATIR EN RETIRADA

Alba de Tormes 1809, La Coruña 1809, Pombal 1809, Redinha 1811, Sabugal 1811

Valmaseda 1808

INCURSIÓN

Almaraz 1812, Arroyo dos Molinos 1811, Benavente 1808, Bruch 1808, Campo Mayor 1811, Castellón 1809, Coa River 1810, Barquilla 1810, Fuengirola 1810, García Hernández 1812, Maguilla 1812, Majadahonda 1812, Sahagun 1808, Usagre 1811, Venta del Pozo 1812, Vera 1813, Villagarcía 1812, Yevenes 1809

Barrosa 1811, El Carpio 1809, Bayonne 1814, Casal Novo 1811, Ordal 1813, Somosierra Pass 1808

Roncesvalles 1813

ESCOGE Y COMBINA EL EJÉRCITO

Contextualizar la actuación de un ejército y su capacidad en cualquier escenario es difícil. La objetividad y la interpretación de los datos son muy necesarios. No tragarse el texto que nos proporcionan autores con sus propios intereses personales, sus razones para promocionar o para reforzar  prejuicios es un buen consejo. Digo esto, porque si hay que tomar de forma literal la mayor parte de fuentes en lengua inglesa, encontrareis que la guerra fue un enfrentamiento entre sanos chicos británicos, llenos de grandes ideales y un grupo variopinto de personajes de pantomima (¡y se referían a sus aliados!). Son comunes los libros llenos de estereotipos raciales y las fuentes para el juego de batallas con miniaturas no son una excepción. Un ejemplo típico puede encontrarse en una popular guía de uniformes de la Guerra de Independencia entre 1807-1814. ¡Las caricaturas de villano tipo Disney de los napolitanos y españoles contrastan con los bien cincelados y bronceados británicos! Adoro mi manoseada copia de este libro, pero semejantes estereotipos no ayudan a la hora de equilibrar las cosas. Me recuerda al texto de Marty Feldman que leía en primaria acerca del partido de futbol entre Inglaterra y Uruguay. Los estupendos y atléticos sud americanos- según los describía Feldman (el comentarista) al inicio del partido- se transformaban en Neandertales y “repugnantes medio-hombres de Uruguay” después de habernos metido un par de goles. El peligro de esto, bajo mi punto de vista, es que puede que esto te disuada de coleccionar un ejército o contingente porque un escritor decida utilizar algunos (o todos) de estos adjetivos: franceses despiadados, españoles vagos e incompetentes, portugueses indolentes, italianos cobardes, alemanes lentos, napolitanos granujas y ladrones. No tendrás que buscar demasiado para encontrar cosas como estas. La actuación en combate se da frecuentemente en situaciones específicas. Depende de la causa, los generales, la motivación y las circunstancias. Curiosamente, estos pobres ejemplos de soldados son los antecesores y progenie de aquellos ejércitos que conquistaron vastas extensiones de Europa en los siglos XVI, XVII, XVIII, XIX y XX d.C. y durante unos 600 años en la antigüedad. Por lo que mi recomendación es que si te gustan los uniformes y disfrutas pintando una milicia heroica catalana… simplemente hazlo. Como contrapartida a los prejuicios pro británicos, mis amigos alemanes me cuentan que una descripción habitual de los británicos es insel apfen. Os ahorraré el viaje a Bablefish. Se traduce como monos isleños. No se refiere a nuestra fisionomía, sino más bien a nuestro perpetuo hábito de permanecer en nuestra pequeña isla como monos mirando al mundo, involucrándonos sólo cuando es provechoso para nuestros intereses. ¡Una descripción bastante precisa a mi parecer! Muy perspicaces los alemanes.

LOS BRITÁNICOS

Habiendo participado desde agosto de 1808 hasta la victoria final, la península fue la tierra con la que más se comprometieron los británicos durante las Guerras Napoleónicas. Los generales más famosos del país como Wellesley, Craufurd, Hill, Moore y Beresford lucharon en diferentes periodos. Vieron combate veintiún regimientos de caballería y 70 regimientos de infantería, incluyendo los famosos regimientos de Guardias y otras unidades de renombre. Muchos lucharon en varias batallas y el ejército posiblemente se convirtió en la mejor fuerza en el campo que jamás haya marchado bajo la bandera de la Unión. Saborearon la derrota pero salieron mayoritariamente victoriosos, ganado una temible reputación en el proceso. La infantería ligera fue particularmente notable en cuanto a su actuación, pero la caballería tendió a ser incontrolable y de alguna forma una carga. Para equilibrar su descripción, los británicos fueron en ocasiones culpables de sus excesos, siendo las consecuencias de Badajoz el ejemplo más notable.

CONTINGENTE DE ALIADOS BRITÁNICOS

Cinco regimientos de caballería y diez batallones de infantería de Hanover formaron la Legión Alemana del Rey. El cuerpo se creó en 1803 después de la disolución del Principado Electoral de Hanóver. Fue un vital y valioso componente del ejército británico en la península. Fueron muy respetados por amigos y enemigos. La legión era el contingente extranjero más grande del ejército y el único cuerpo alemán en servir de forma continuada contra Francia durante todo el periodo de las Guerras Napoleónicas. Desafortunadamente, difieren de los británicos sólo en el nombre, ya que sus uniformes son prácticamente idénticos a los de sus mecenas. Por supuesto, los estandartes señalarían a estas unidades como no británicas.

Otros cuerpos extranjeros que sirvieron con los británicos incluyen a los Brunswikers (transferidos del servicio austriaco en 1809) a los que se considera de calidad indiferente en las fuentes escritas de origen británico. Sicilianos, suizos (un contingente pequeño pero de alta consideración), franceses monárquicos, italianos y portugueses completan el contingente aliado. Muchas unidades fueron reclutadas de los prisioneros enemigos, incluyendo a los holandeses, polacos, estados alemanes menores e italianos. La deserción  entre éstos era generalmente alta. Los británicos a menudo vistieron y equiparon a sus contingentes aliados, dando lugar a una apariencia relativamente homogénea en el ejército, con indiferencia de  la nacionalidad del soldado, con la chaqueta roja, verde o azul.

PORTUGUESES

Los portugueses,  aliados británicos de forma continua y de tradición desde el siglo XIV, evolucionaron hasta convertirse en un ejército que muchos soldados británicos consideraban sus iguales. Algunos llegaron a decir que incluso eran superiores a los hombres de Wellesley en sus acciones. Habiendo sido entrenados por oficiales y suboficiales británicos, entre 1808 y 1810, ya se habían convertido en fuerzas formidables, y eran muy respetados al integrarse entre brigadas británicas aunque también llegaron a formar discretas brigadas y divisiones. Tres compañías formaban parte de la División Ligera de Elite británica – la 1ª y 3ª de Caçadores (cazadores) y la 17ª de Línea. Uniformados de azul oscuro, verde y un característico marrón, proporcionaron colorido mediante una contribución vital en el escenario peninsular.

French behind houses

ESPAÑOLES

Los españoles son una de esas naciones que los británicos parecen estar siempre dispuestos a denigrar. Los adjetivos aparecen sin esfuerzo, desde falange de redil, vagos, anti soldados, desaliñados, indisciplinados, desorganizados o corruptos. En el periodo peninsular el ejército recibe muy mala prensa, sin embargo fueron capaces de infligir una serie de reveses importantes sobre los franceses en 1808, incluyendo la resonante e histórica victoria en Bailén, la primera vez que el Gran Ejército (Grand Armée) sufrió una derrota. Que había corrupción, intrigas, incompetencia e indecisión entre los españoles no es la cuestión. Lo que los cronistas a menudo no aciertan admitir es la capacidad de lucha de los españoles. Su fiera resistencia mediante los irregulares grupos guerrilleros, probablemente fue tan determinante para derrotar a los franceses como las victorias de los ejércitos de Wellesley en el campo de batalla. Con retrospectiva histórica, las campañas tienen paralelismos con la Guerra de Independencia Americana y la guerra de Vietnam. Es imposible someter a una nación en contra de la voluntad de su pueblo indefinidamente. Los uniformes españoles atravesaron varias fases a lo largo del conflicto. Son muy coloridos e incorporan una gran cantidad de estilos. Los españoles lucharon con y en contra de los franceses, formaron ejércitos independientes y actuaron como contingentes aliados de ambos bandos. ¡Un adjetivo que yo utilizaría para definirlo es atrayente!

LOS FRANCESES

Los franceses enviaron más de 35.000 hombres a España. Napoleón envió alrededor de 500.000 hombres a Rusia en 1812. Esto describe la contienda como increíblemente importante y no como una atracción secundaria de otro evento principal que estuviera teniendo lugar en Europa. El despliegue de la operación fue fundamentalmente diferente a cualquier otra campaña francesa. Se comprometieron una gran cantidad de tropas para suprimir a la hostil población así como para proteger las rutas de provisiones y mantener abiertas las comunicaciones. Esto se tradujo en que los ejércitos en el campo de batalla fueron normalmente de un tamaño modesto. A pesar de que Napoleón dispuso de contingentes de casi todos los rincones de Europa, la mayor parte de su fuerza fue siempre francesa. Estos soldados eran mayoritariamente de buena calidad y estuvieron bien dirigidos. Casi cualquier tipo de tropa imaginable sirvió en el ejército francés entre 1807 y 1814. A medida que las cosas se iban poniendo más difíciles para los franceses, se llamó a filas a los reservistas, guardias municipales y regimientos de guarnición. Comparada con otras campañas, en esta los franceses hacían corto de caballería prácticamente siempre y únicamente un solo regimiento de Coraceros sirvió allí durante los siete años de campaña. Como comparación, por ejemplo, sólo en Waterloo había ocho regimientos en el campo de batalla. La mayor parte de caballería en España fueron cazadores, dragones o húsares. Algunas unidades veteranas de la Guardia Imperial sirvieron brevemente en 1808-9 mientras que algunos regimientos de la Guardia Joven sirvieron durante un largo periodo de tiempo. Los uniformes franceses cambiaron enormemente durante la guerra y ofrecen una gran variedad, incluyendo el breve cambio al blanco en 1806/7.

ALEMANES

Los estados alemanes proporcionaron tropas tanto queriendo como sin querer hacerlo. El tamaño de los contingentes iba desde compañías y batallones políticamente simbólicos a formaciones de tamaño de brigadas mucho más grandes. Muchas se juntaban bajo el nombre colectivo de tropas de la Confederación del Rin. Westfalia, Baden, Cleve-Berg, Hesse-Darmstadt, Coburg-Saalfeld, Lippe y Nassau, fueron algunos de los estados que contribuyeron al ejército francés además de los prisioneros prusianos de la campaña de Jena que aumentaron los rangos de ciertas unidades. Algunos de estos contingentes sirvieron con gran distinción. El blanco era un color popular entre los uniformes alemanes, aunque el verde, azul y gris también se utilizaron. Curiosamente hubo una Legión de Hannover que vestía de rojo. Los campesinos formaban el grupo más numeroso de la Legión Alemana del Rey que apoyaba al bando enemigo. Un regimiento prusiano de cuatro batallones reclutado de entre los prisioneros después de Jena en 1806, sirvió con sus soldados vestidos con uniformes prusianos y distinciones francesas. Una fuerza con algunas unidades alemanas puede ofrecer un toque interesante y divertido de pintar.

Perry Twins

ITALIANOS

Los italianos contribuyeron con infantería y caballería y estaban bien considerados tanto por los franceses como por sus enemigos. La Segunda División (italiana) consiguió excelentes resultados entre 1808 y 1810. El color predominante para la línea de infantería fue el blanco y verde oscuro para las unidades Ligeras. Sus colores les convierten en un desafío interesante para pintar además de que el contingente era lo suficientemente modesto en tamaño como para ser una fuerza viable para modelar o conversionar. Soy testigo de que su atractivo sobre la mesa de juego es tal que dos amigos míos ya se han convencido para modelar italianos. Algunos puedes verlos en las fotos.

IRLANDESES

Ninguna guerra está completa sin los irlandeses. Muchos de los soldados británicos eran en realidad irlandeses, ¡incluso entre los regimientos ingleses! El Regimiento irlandés tenía cinco batallones, dos de los cuales eran exclusivamente irlandeses y luchaban para el bando de Francia. Muchos de estos hombres habían participado en la Rebelión Irlandesa de 1798, apoyada por Francia. Vestían medios uniformes verdes de los franceses, cortados antes de que se amalgamaran bajo el menos glamuroso nombre de Tercer Regimiento Extranjero.

NAPOLITANOS

Las tropas del Reino de Nápoles no reciben demasiadas reseñas en los libros. La letanía de defectos es tan extensa que puede que te preguntes porque razón iba una institución de inteligencia militar como el Ejército francés a ponerlos en el campo de batalla, particularmente en un escenario tan inhóspito. Sin embargo, 9.500 hombres en cinco regimientos sirvieron durante el periodo entre 1808 y 1813. La suya es una historia de deserción, conducta anti militar y robos. Aparentemente eran caros de mantener en el campo de batalla y fueron considerados “un fastidio inútil” por Suchet, que quería que se les mandara de vuelta a Nápoles. Bueno, puede que no te los haya vendido demasiado bien, ¡pero cualquiera que genera esta cantidad de negatividad definitivamente se merece que le eche un vistazo en mi libro! ¡Y sus uniformes son muy interesantes!

POLACOS

Los polacos sobresalían en consideración entre los contingentes extranjeros al servicio de los franceses. Eran extraordinariamente valientes, disciplinados y profundamente leales a Napoleón, al que veían como un liberador y un guía para la futura restauración de la grandeza polaca. La famosa Legión del Vístula sirvió con distinción en España. Estos hombres eran considerados por los franceses como iguales y fueron muy admirados por sus oponentes. La Legión tenía cuatro regimientos de infantería y uno de caballería. Fueron retirados en 1812 para la invasión de Rusia. Recalcar que el Primer Regimiento de Infantería del Vístula consiguió, solo en la península, 16 honores de batalla, mientras el Segundo consiguió 21.

SUIZOS

Junto con los polacos, los suizos son considerados como los mejores en términos de calidad y contribución a la causa francesa. Hubo varios regimientos vestidos del rojo oscuro conocido como rojo peregrino mientras que los Neuchâtel vestían amarillo gamuza. Eran principalmente infantería y servían en diez batallones aproximadamente.

EN CONCLUSIÓN

Hay muchas posibilidades para jugadores  a los que les guste la variedad y las fuerzas de tamaños manejables. Si aun así no encuentras algo que te guste entre este listado, tal vez pueda recomendarte como hobby alternativo la confección de edredones.

Escrito por Barry Hilton

Traducido por Asunción Loste para E-minis con el VºBº de Wargames Illustrated


2 responses to “Wargames Illustrated: Manual de la Guerra de Independencia Española (II)

  • pozycjonowanie

    Greetings from Idaho! I’m bored to tears at work so I decided to browse your website on my iphone during lunch break. I enjoy the info you provide here and can’t wait
    to take a look when I get home. I’m surprised at how quick your blog loaded on my phone .. I’m not even using WIFI, just 3G .

    . Anyways, fantastic site!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

artesmarcialesoz

Encuentra lo mejor de las Artes Marciales Aquí.

Reforged

Tu rincón del hobby. Especialistas en wargames

Clearco Miniatures

Tu rincón del hobby. Especialistas en wargames

SupersysTEM

Blog del juego de miniaturas superheroíco

Wild West Poker

Tu rincón del hobby. Especialistas en wargames

Tkcaptain

Tu rincón del hobby. Especialistas en wargames

Warhammer Armies Project

Tu rincón del hobby. Especialistas en wargames

Mercenarios de la Galaxia | Blog X-Wing miniaturas

Blog sobre X-Wing el juego de miniaturas y el mundo Star Wars

TERCIO CREATIVO

Tu rincón del hobby. Especialistas en wargames

RojoCincoPodcast

Tu rincón del hobby. Especialistas en wargames

In Her Majesty's Name!

by The Ministry of Gentlemanly Warfare

El Espacio de Atticus

El rincon de la escenografia para Wargames

ToyChop

HeroClix & gaming miniatures

¡Cargad!

Tu rincón del hobby. Especialistas en wargames

A %d blogueros les gusta esto: